A pocas horas de las campanadas

Queridos amigos, hoy es el último día del 2014. En estas fechas suelo hacer balance de lo vivido durante el año, y claro, teniendo un blog me parece buena idea compartirlo con vosotros.
En general ha sido un año: positivo, vibrante, lleno de emociones, experiencias y cambios. También hemos tenido momentos difíciles, como fueron los días de hospital con mi Padre. Toda vida se compone: de luces y sombras, situaciones que te hacen crecer y madurar como persona. Soy de la opinión que hasta de las situaciones más negativas obtienes nuevas enseñanzas. Hubieron momentos de cambios laborales muy positivos, que han dado un nuevo rumbo a nuestras vidas. Un rumbo que nos hace surcar los mares hacia un destino final repleto de buenos augurios. 
He disfrutado mucho de mi familia: he exprimido al máximo los momentos al lado de mis Padres, ya mayores, de mi hijo, al que adoro… He conocido a gente interesante, de la que aporta cosas buenas a nuestras vidas y, en contrapartida, he apartado de mi lado (en la medida de lo posible) a la gente "tóxica", esa que además de no trasmitir nada bueno, te quita energía. 
En resumen: he vivido un año de ilusiones, haciendo aquello que me gusta, aprendiendo cosas nuevas, rodeada de gente positiva, superando con valentía situaciones difíciles, creciendo como persona y con la mirada puesta en un futuro prometedor. 
Ahora vamos a preparar nuestra agenda de propósitos para este nuevo año, este es el mío… solo un propósito!
 Seguir por el camino de la felicidad, 
que nada, ni nadie, me desvíe del sendero.
¡FELIZ AÑO NUEVO!





Receta para hacer magdalenas caseras

Los que me seguís en Facebook e Instagram sabéis que el otro día preparé magdalenas caseras para mi peque y como entonces os prometí, hoy os cuento como preparar esta sencilla receta.
INGREDIENTES

  • 3 huevos
  • 200 gr. de harina de repostería
  • 125 gr. de azúcar blanco
  • 50 ml. de leche entera
  • 100 ml. de aceite de oliva extra virgen suave
  • ½ sobre de levadura 
  • Moldes de papel rizado para magdalenas

PREPARACIÓN
1. En un bol grande batimos los huevos con unas varillas, con movimientos rápidos y envolventes, procurando que nos quede el batido esponjoso.
2. Añadimos ahora poco a poco el azúcar mientras seguimos batiendo y mezclando de la misma manera. Toca el turno del aceite, lo vertemos despacio y lo vamos mezclando con el resto de ingredientes.
3. Seguimos el mismo proceso con la leche, luego la harina, y finalmente la levadura. Metemos la mezcla en el frigorífico y mientras se enfría colocamos los moldes de papel rizado sobre la bandeja.
4. Antes de verter la mezcla en los moldes, le damos una pequeña batida. Llenamos hasta ¾ partes, añadimos un poco de azúcar por encima  y horneamos 15 minutos a unos 200º C. 
5. Su estado idóneo es cuando comprobamos que hayan subido y estén doraditas. Pasado el tiempo, retiramos del horno y dejamos reposar, para que asiente bien la masa.


Bon Appétit!


Una iglesia con historia familiar

Este mes en Blogger Traveller teníamos como tema: "Un lugar con historia" y yo he decidido narrar la historia de la Iglesia de San Agustín de Valencia y nuestra propia historia familiar tras estos muros de piedra. En 1934 en este lugar de culto se casaron mis abuelos paternos, era una pareja joven y muy enamorada. Por aquel entonces, una maraña de raíles de tranvía rodeaba a la iglesia, y junto a uno de sus muros bullía la actividad diaria del Mercado de Abastos.
El tiempo pasó y tras la guerra civil, tal como contaba mi abuelo, la iglesia quedó totalmente destruida, tanto es así que se pensó en un primer momento en demolerla. Fue la insistencia del párroco de la época la que consiguió que el ayuntamiento se replanteara otras opciones, como fue la opción de restaurarla por completo. El encargo recayó en el arquitecto Goerlich, quien aportó las ideas necesarias para su reconstrucción. Estos son algunos de los planos que diseñó.
Se recuperó la piedra y se le dio su merecido protagonismo. Hasta aquel entonces se encontraba oculta tras capas y capas de pintura. Posteriormente a mediados de los años 60 se añadió una parte octogonal  al campanario, (diseñado por el mismo arquitecto) para hacerlo más alto y esbelto.
En el año 2003, entre esos mismos muros, mi marido y yo nos dimos el sí quiero del mismo modo que años atrás lo hicieran mis abuelos. En la actualidad paseando con mi hijo de la mano, nos paramos frente a su fachada y a la vez que le cuento esta misma historia, a modo de cuento, capturo junto a él estas instantáneas que hoy, en memoria de mis abuelos, comparto con todos vosotros.

Si queréis conocer a los demás participantes podéis pinchar aquí.






Mi experiencia Shiatsu

Estoy probando una técnica oriental llamada Shiatsu, que me está funcionando fenomenal y de la que hoy os quiero hablar en mi blog. Originaria de Japón y descendiente de la tradición China, el Shiatsu es una antigua terapia que basa sus beneficios en conseguir la correcta canalización de la energía vital (Chi) mediante la presión, en ciertos puntos clave de nuestro cuerpo, ejercida con los dedos y las palmas de las manos. 
Al igual que otras técnicas orientales como la acupuntura, el Shiatsu se basa en un principio por el cual el estado de salud de una persona dependerá en gran medida de cómo fluya su energía vital a lo largo de su cuerpo, proceso que se realiza a través de unos canales denominados meridianos.
Si se aplica cierta presión sobre dichos meridianos mediante las palmas y los dedos de las manos, sobre todo los pulgares, podremos reconducir y mejorar la circulación de la energía y, por consiguiente, nuestra salud. Carolína, mi terapeuta, explica fenomenal en su web Bamboo Shiatsu Valencia en qué consiste una sesión de Shiatsu:
<<El Shiatsu se da con ropa de algodón que proporciona el terapeuta.
Blanca, limpia y de un solo uso. En la consulta, la música suave, el olor agradable, la iluminación tenue y la temperatura idónea ayudan a que las sesiones de Shiatsu sean lo más beneficiosas y relajantes que puedas imaginar.

Mi terapeuta en acción en Bamboo Shiatsu Valencia
La terapia de Shiatsu dura aproximadamente 50-60 minutos. Durante ese tiempo, el terapeuta de Shiatsu realiza más de 1.500 presiones, aliviando, descontracturando y relajando todo tu cuerpo. Para recibir Shiatsu no tienes porqué padecer ningún dolor o patología. Cuanto más sano estés, más provechosos y saludables son sus beneficios >>
Consulta: Bamboo Shiatsu Valencia
Mi experiencia está siendo muy beneficiosa. En este ambiente tan agradable, logras entrar en un estado de paz y bienestar, el cual rompe con la dinámica diaria tan estresante que solemos llevar.
Espero que os haya gustado el post y os atreváis a probarlo. Los beneficios del Shiatsu son múltiples, recordad: 
equilibra los sistemas, nervioso, respiratorio y digestivo, favorece la circulación sanguínea, tonifica la musculatura, evita la retención de líquidos y, por consiguiente, favorece el drenaje linfático y la eliminación de toxinas. ¡¡Todo beneficios!!




Recordando nuestro viaje a Turín

Esta noche he soñado con nuestro último viaje a Italia, bueno fragmentos de él. Con toques surrealistas propios del momento onírico en el que se desarrollaba la acción, el Sr. Amore y yo estábamos de nuevo en Turín, paseando de la mano. En ocasiones aparecíamos recorriendo el sendero que dibuja el cauce del río Po y en otras paseando por sus preciosas calles empedradas coronadas por arcos y columnas.
Piazza Castello ( Palazzo Reale)
Ha sido muy agradable volver a visitar, aunque sea a través del subconsciente, aquella hermosa ciudad. Guardo muy buenos recuerdos del lugar y de grandes amigos, como nuestro querido Giancarlo. Así que, con vuestro permiso, hoy dedico este post a mostrar parte de las imágenes que guardo de entonces. Espero que os guste el recorrido.
Mole Antonelliana

Duomo di Torino
Nosotros
Calle típica con la vías del tranvía
Este es mi pequeño resumen de nuestro viaje a Turín (que no me gusta saturar demasiado). Un beso, y si todavía no conocéis esta ciudad no dudéis en visitarla, os sorprenderá.
*(Todas las fotografías son de mi propiedad si deseas utilizarlas indica su procedencia. Gracias)







Una dulce joya de chocolate

Hace un par de semanas mi hermano me regaló un precioso estuche metálico de estilo vintage que contenía deliciosas finas hojas de chocolate de 70% de cacao de la marca Amatller. Hoy me gustaría hablaros de esta marca de gran tradición, apta para los amantes del buen chocolate y de las cosas bellas. 
Este fue mi dulce regalo
La dedicación de los Amatller a la elaboración de chocolate empieza a finales del s. XVIII, su fundador fue Gabriel Amatller que tras una importante trayectoria empresarial, legada posteriormente a sus hijos, posicionó a la marca en un lugar privilegiado dentro del mercado nacional de la época. Fue cuando Antoni Amatller Costa, nieto del fundador, el que catapultó la marca a un nivel superior, convirtiéndola en un modelo industrial y comercial del momento, y es que además de la visión industrial y tecnológica, otra de sus principales aportaciones a Chocolates Amatller fue su gran visión comercial, introduciendo una novedosa técnica de venta, la publicidad. Esta es la parte de la historia de los Amatller que más me fascina, el legado artístico publicitario de la marca que ha perdurado a lo largo de la historia, hasta nuestros tiempos.
Carteles de la época, empleados posteriormente en el packaging de la marca
Cromos coleccionables
Antoni Amatller también supo utilizar su creatividad para promocionar Chocolates Amatller a través de innovadores carteles publicitarios, cromos coleccionables y almanaques de gran nivel estético, realizados por los más reputados artistas del momento como: Alphonse Mucha, Rafael de Penagos, Alexandre de Riquer, Lola Anglada o Apel·les Mestres.
Los carteles de la época empleados para decorar los estuches metálicos de hoy en día
Tableta de chocolate
Surtidos


Su gran aportación al arte y arquitectura del Modernismo barcelonés fue el encargo de construcción de su vivienda, la Casa Amatller, diseñada por Antoni Puig i Cadafalch en el número 41 de Paseo de Gracia de Barcelona. Tiene una fachada y un interior espectacular, merece la pena visitarlo.
Antoni Amatller murió en 1910. Su hija, Teresa, continuó durante varias décadas más el negocio del chocolate, hasta que, al no tener descendencia, decide vender Chocolates Amatller SA.
La familia Coll, una familia de tradición elaboradora de chocolate desde 1840 adquiere la marca en 1972 y la ha mantenido vigente en el mercado sin interrupción hasta el día de hoy.







Lego Architecture en Valencia

El Domingo pasado LEGO y el Colegio Oficial de Arquitectos de la Comunidad Valencia organizaron, con motivo de la Semana de la Arquitectura, una exposición compuesta por monumentos y otras construcciones emblemáticas de la arquitectura contemporánea realizados con bricks LEGO. 
En Valencia se pudo visitar en la céntrica Plaza de Manises, y hasta allí nos acercamos mi peque y yo para poder disfrutar, además de la exposición, de los talleres infantiles de arquitectura organizados y dirigidos a niños de 1 a 12 años.
Resumen del día

Fotografía paseando por la Plaza de la Reina de Valencia
Exposición 
Mi peque disfrutando del Taller de Arquitectura
Pablo en plena construcción
Resultado final: un helicóptero (Tiempo: 15 minutos)
                  
Mi hijo me tiene alucinada con sus creaciones con piezas de LEGO. Le apasionan desde pequeño y ahora con sus 9 años recién cumplidos es todo un "profesional".
Tras el taller seguimos nuestro paseo, hacia un lugar que nos encanta para tomar un pequeño almuerzo: Cappuccino Grand Café. En breve prometo post y os ampliaré más información sobre este precioso lugar.
Cappuccino Grand Café









                   


















up